¿Creo lo que veo o veo lo que creo? El caso del sistema de salud

Otro de los artículos que presentamos en el 8º Congreso de WAPOR Latinoamérica y que escribimos junto a Josefa Henríquez, trata sobre las opiniones acerca del sistema de salud. Nuestros hallazgos señalan que la experiencia personal al utilizar los servicios de atención médica (i.e. evaluación de la relación médico-paciente y las percepciones de cobertura del seguro de salud) puede influir en la evaluación del sistema de salud como un todo (i.e. satisfacción) y sobre variables claves que apuntan a su reordenamiento. Aunque parece obvio, no lo es para la literatura especializada en el área.

En una entrada anterior, mencionamos que participamos del 8º Congreso de WAPOR Latinoamérica, realizado en Colonia del Sacramento, Uruguay, en una mesa que tenía por objeto promover la investigación comparada, utilizando los datos de ISSP (International Social Survey Programme). Uno de los artículos que presentamos intentaba comprender las opiniones acerca de la corrupción y por qué a veces ellas están relacionadas con las experiencias de soborno de las personas en la vida cotidiana y por qué otras veces no (ver aquí).

El segundo artículo que presentamos en Uruguay, que escribimos junto a Josefa Henríquez, trata sobre el sistema de salud. Los enfoques tradicionales utilizados para tratar de distinguir las influencias de la experiencia de los individuos usando el sistema salud y la evaluación general del sistema como un todo sobre las opiniones acerca de la organización del mismo han sido unidireccionales, es decir, han capturado el efecto de una variable explicativa particular sobre el resultado de interés. En nuestro artículo proponemos un marco teórico ―siguiendo la línea del utilizado para comprender las discrepancias entre la satisfacción con la vida personal y la atribuida al resto de la población (ver Capítulo 1 del Informe Encuesta CEP 2016)― para comprender las posibles formas en que la experiencia personal al utilizar los servicios de atención médica (i.e. evaluación de la relación médico-paciente y las percepciones de cobertura del seguro de salud) puede influir en la evaluación del sistema de salud como un todo (i.e. satisfacción) y su eventual reordenamiento (i.e. necesidad de reforma del sistema, alcance de los beneficios estatales de salud y disposición para pagar más impuestos para mejorar la salud).

Utilizando el módulo de Salud de ISSP ―aplicado por los países miembros de la organización el año 2011― y modelos estructurales multinivel encontramos que la experiencia importa. Influye sobre la evaluación del sistema de salud y las opiniones acerca de su reordenamiento. Mostramos que no en todos los casos, las influencias de la experiencia sobre la reorganización del sistema son directas; más bien, hay un efecto de mediación a través de la asociación existente entre la evaluación de la última consulta al médico y la calificación del sistema en su conjunto. Además, encontramos que las orientaciones normativas son también relevantes a la hora de estudiar la reorganización del sistema, en particular, el alcance de los servicios médicos proporcionados por el Estado.

A nuestro juicio, la comprensión de estas relaciones proporciona información importante para los responsables de la formulación de políticas, que desean utilizar las opiniones de la población sobre el sistema de salud para orientar los esfuerzos de reforma en el área de salud.

A continuación, los dejamos con la presentación que contiene los detalles acerca del marco teórico y los resultados.

Salud ISSP Oct 2018